_78QI4QUmeM

Surgido en los albores del verano de este propio año, específicamente en junio del 2016, Q´ Manía TV se suma a los ya conocidos “proyectos de televisión alternativa” Mi Habana TV y Bola 8.

Pero… ¿qué tiene este Q´Manía diferente a los otros dos?

Creado por su actual director Rolando Lorenzo, Q´Manía, al igual que los otros dos proyectos mencionados anteriormente, circulan “gracias” al llamado Paquete Semanal, por lo que su alcance, si se concibe como proyecto de televisión está todavía limitado.

El realizador lo define como un programa “meramente cultural”, de una duración de 27 minutos y de contenido variado.

En una entrevista concedida a Cubanet, dijo su creador:

“Tenía ganas de hacer un programa de mi propia inspiración, que pudiera suplir las inquietudes del televidente en cuanto a lo que está pasando con los artistas dentro y fuera de la Isla, que esquivara la censura hacia determinados géneros y artistas, porque realmente el cubano de hoy está interesado en qué pasa con ellos”

¿Cómo se sostiene? Pues como muchos otros negocios de este tipo en el país: por la publicidad pagada; propietarios de negocios que quieren verse anunciados y llegar a más público, lo que pudiera incidir positivamente en una alza de sus ventas.

“Yo no lo llamo pago – dice Lorenzo – es un intercambio, una ayuda también para aquellos clientes que no saben, que conozcan los lugares de La Habana que pueden disfrutar”.

¿Hasta dónde puede llegar?

En una isla “desconectada”, donde el mayor porciento de la población no tiene acceso a plataformas como Facebook y Youtube, que se sumarían a aquellos que no tienen siquiera la tecnología para disfrutar de “El Paquete”, Q´Manía TV se presenta por el momento como un “programa alternativo” que da sus primeros pasos dentro de un ámbito “no regulado pero permitido”.

La idea “novedosa”, navega en las por ahora “quietas aguas” de la permisividad, pero ¿puede llegar más lejos? ¿Puede contar con el apoyo estatal? ¿Cuentan con todos los permisos para la reproducción de sus contenidos?

Puede ser; al menos hasta donde las leyes lo permitan, y tan lejos como su propio programa diseñado y concebido por Lorenzo pueda llegar, sobre todo porque otras plataformas pueden abrirse; incluso el Estado puede lanzar “una competencia” muy diferente a la llamada “Mochila”, si es que se deciden a hacerlo, y teniendo la logística para llegar a millones de habitantes, “Q´Manía TV y otros, tendrán que replantearse sus estrategías comunicativas.

“Todavía nos falta esa Internet para poder hacer una real televisión alternativa. Pero si se logra va a ser provechoso. Que se haga bien y que sea competitiva; creo que eso a la gente le va a gustar. Que la TV alternativa le llegue a Cuba en vena, y que se pueda mezclar con la estatal para crear un estado de opinión en la población que sea de placer, de bienestar, al poder elegir lo que van a ver cuando llegan a sus casas”.

Fuente>CiberCuba

Simple Share Buttons