Si los cajeros automáticos supusieron una revolución en el acceso al dinero en cualquier momento y lugar, podemos imaginar cual es el plan de MacDonald’s con el lanzamiento del primer dispensador automático de hamburguesas. Los fans de los Big Mac de Boston han podido ser los primeros humanos en comprobar la calidad de estos cajeros automáticos de hamburguesas, que de forma promocional fueron gratuitas durante un tiempo.

De momento es un experimento y solo sirve tres tipos de hamburguesas: Big Mac, Mac Jr o Grand Mac, ni patatas ni bebidas. Pero si la experiencia resulta positiva no sería extraño encontrarnos que en el futuro, los restaurantes de la cadena no contasen con personal humano en absoluto.

Desafortunadamente la empresa no ha explicado cómo funciona el proceso interno de la máquina, pero sería interesante averiguarlo.

Este no es el primer sistema de vending de hamburguesas del mundo, por ejemplo en Amsterdam existe uno que también ofrece croquetas. Pero viniendo de esta multinacional, hay que vigilarlo con atención ya que       McDonald´s lleva ya tiempo probando e implementando sistemas de automatización de todas y cada uno de los procesos de su negocio.

Comments

comments