El equipo de pelota de Granma confirmó que su olfato competitivo sigue afilado, y con el poder de Alfredo Despaigne y William Saavedra, y el aplomo de Vladimir Baños, plantó bandera 4-0 frente a las Águilas de Mexicali, en la etapa clasificatoria de la Serie del Caribe de Béisbol, en Culiacán.

Ante miles de gargantas que exigían a los suyos encender la mecha, el gen competitivo de los cubanos dijo presente y le puso picante a la trama, gracias a los jonrones de Alfredo Despaigne y William Saavedra.

Desde el box, el triunfador Vladimir Baños pintó una obra prima que recibió los retoques finales del brazo del relevista José Ángel García, quien ratificó que sus envíos son muralla para los ímpetus de los rivales.

Hoy lunes desde las 3:00 p.m., los Alazanes a lomos del coraje buscarán la final de la Serie del Caribe frente a las Águilas de Mexicali, que ya saben que Cuba vuela alto.

El equipo de pelota de Granma confirmó que su olfato competitivo sigue afilado, y con el poder de Alfredo Despaigne y William Saavedra, y el aplomo de Vladimir Baños, plantó bandera 4-0 frente a las Águilas de Mexicali, en la etapa clasificatoria de la Serie del Caribe de Béisbol, en Culiacán.

Ante miles de gargantas que exigían a los suyos encender la mecha, el gen competitivo de los cubanos dijo presente y le puso picante a la trama, gracias a los jonrones de Alfredo Despaigne y William Saavedra.

Desde el box, el triunfador Vladimir Baños pintó una obra prima que recibió los retoques finales del brazo del relevista José Ángel García, quien ratificó que sus envíos son muralla para los ímpetus de los rivales.

Hoy lunes desde las 3:00 p.m., los Alazanes a lomos del coraje buscarán la final de la Serie del Caribe frente a las Águilas de Mexicali, que ya saben que Cuba vuela alto.

Comments

comments