in , ,

Celta 1 – Barcelona 1: Todo se decidirá en el Camp Nou

José Arnaiz vio puerta de nuevo en el torneo copero para adelantar a los blaugranas, pero Pione Sisto empató poco después. Dembélé volvió a jugar.

Celta de Vigo y Barcelona han empatado a uno en el partido de ida de los octavos de final de la Copa del Rey disputado en el estadio de Balaídos. Los goles, obra de Arnaiz y Pione Sisto, llegaron en la primera parte. Mientras, Ousmane Dembélé volvió a los terrenos de juego para disputar sus primeros minutos tras la lesión que sufrió el pasado mes de septiembre en Getafe.

A los quince minutos de partido el Barcelona logró abrir el marcador y anotar un tanto que puede ser muy importante para el desarrollo de la eliminatoria. André Gomes entró por la banda izquierda para poner un centro raso que remató en el corazón José Arnaiz, titular esta tarde, sumando su tercer gol en la competición.

Pero poco tardó el Celta de Vigo en volver a poner el empate en el marcador y meterse en el partido. Maxi Gómez cruzó un balón raso que Iago Aspas remató forzado en el área pequeña, estrellándose el esférico en el larguero, pero el rechazo fue a parar a los pies de Pione Sisto, que perforó sin apenas ángulo la portería de Cillessen.

Ya en la segunda parte el Barcelona recibió su regalo de Reyes anticipado, que no es otro que la vuelta de Ousmane Dembélé. El extremo francés, totalmente recuperado de la lesión que le ha apartado de los terrenos de juego durante tres meses y medio, entró en el césped sustituyendo precisamente a Arnaiz.

Dembélé pudo adelantar al Barcelona con una clara ocasión, pero el resultado no se movió y el empate a uno final deja todo abierto para el partido de vuelta en el Camp Nou, donde los de Ernesto Valverde parten con mínima ventaja en el marcador.

Aqui el resumen del partido de hoy

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Euroliga Entrevista a MARCA de la leyenda israelí Mickey Berkowitz; “El Madrid vs Maccabi es un clásico en Europa”

Yerry Mina, más cerca que nunca del Barcelona